canalizado por Marilyn Raffaele,

30 de Junio, 2019 en http://www.onenessofall.com/newest.html

Queridos lectores, bienvenidos a otro mensaje de los que os observan y os aman sinceramente. No penséis nunca que al otro lado no se conocen vuestras luchas. Muchos de nosotros hemos experimentado también vidas en la Tierra y sabemos cómo es vivir en las energías de dualidad y separación. Entendemos el hipnotismo que permea cada aspecto del vivir en la energía tridimensional, y por lo tanto tenemos una gran cantidad de respeto por el coraje y la fuerza que estáis demostrando durante estos tiempos de cambio y de conflicto entre la Luz y la oscuridad, entre la verdad y lo falso.

Os enviamos nuestro amor y nuestro aliento junto con el de muchos otros seres evolucionados de otros planetas y dimensiones superiores que están observando el proceso de Ascensión de la Tierra. Esos seres están ansiosos por que la gente de la Tierra evolucione y se una a ellos energéticamente, y que finalmente seáis libres para visitar y deambular por el Espacio como hacen ellos.

Puede parecer que nada está cambiando, pero recordad que la consciencia es la sustancia de la forma. En la tercera dimensión existe el elemento del tiempo, que hace que todo funcione como un proceso. Cuanto más despiertos fuera del condicionamiento tridimensional y se comience a integrar más la verdad, podrán comenzar a manifestarse los resultantes estados elevados de consciencia. Sabed que todo está procediendo según el plan.

De lo que estáis siendo testigos es de la exteriorización y la exposición de muchos conceptos distorsionados y falsos que siguen bien vivos en la consciencia colectiva tridimensional. La exposición está permitiendo que muchos que han sido inconscientes de ello o negaban tales cosas comiencen a verlo claramente, en lugar de verlo con ojos programados para ver lo que otros quieren que vean.

El hipnotismo del sistema de creencias tridimensional causa que muchos teman desviarse de lo que se les ha enseñado sobre todos los aspectos de la vida. Muchos siguen viviendo inconscientemente habiendo rendido su poder innato de elección y decisión a otros, a “expertos”, a la religión organizada, a los políticos, a los socios, los amigos y la familia.

El miedo a permitir el empoderamiento puede ser el resultado de intensas experiencias de otras vidas aún activas en la memoria celular, por ejemplo la esclavitud, y a veces es simplemente pereza, porque es más fácil dejar que otro tome las decisiones. Las “llamadas a despertar”, consistentes en alguna intensa experiencia o acontecimiento, a veces son necesarias para sacar a ciertos individuos de su cómodo estado dormido. Esto les está ocurriendo a muchos en este tiempo. Vosotros os estáis convirtiendo en los centinelas, los que silenciosa y secretamente mantienen la Luz en toda situación. Sed la Luz en toda conversación, llevad la Luz con vosotros a lugares de oscuridad, mantened la Luz donde quiera que os encontréis, y dejad que la Luz os haga ser lo que sois incluso aunque no lo sintáis realmente así.

Se requiere aún más de los que han despertado. El “amarre” se acorta y rápidamente queda evidente que volver atrás a algún estado más fácil y no despierto es imposible. Muchos lo han intentado, pero una vez que se ha superado un estado de consciencia simplemente ya no existe. La vida en la Tierra no es para débiles de corazón. La energía tridimensional de la Tierra la convierte en un lugar extremadamente difícil aunque poderoso para evolucionar, y vosotros lo estáis haciendo soberbiamente y con entusiasmo.

La paz es algo que los individuos, los gobiernos y las sociedades han buscado durante generaciones. Nunca ha habido una paz real en la Tierra porque la Paz debe estar presente primero en la consciencia antes de que pueda manifestarse. La paz es un estado de consciencia.

Los conceptos tridimensionales de paz solo reflejan y reflejarán la energía de dualidad/separación que constituye su sustancia. La apariencia de paz creada desde esos conceptos puede parecer dulce y amistosa a ojos humanos, pero a causa de la dualidad siempre contendrá opuestos preparados y capaces de manifestarse en cualquier momento.

La paz auténtica y duradera solo puede manifestarse cuando la sustancia de ello está presente -la consciencia-, ya sea paz entre socios, familia y amigos, o paz entre grupos, gobiernos, países y líderes del mundo. A pesar de lo engranadas que puedan estar algunas creencias sociales, sabed que el país de origen, el color de la piel, el género, la lengua, las creencias religiosas, o la orientación sexual no tienen absolutamente nada que ver con la realidad, que es que toda vida es una expresión de la ÚNICA VIDA -punto-, y hasta que eso no sea aceptado por una mayoría la paz verdadera nunca se puede producir.

A medida que más comiencen a entender y a vivir desde la Unidad, una nueva y superior consciencia colectiva se estará formando, una que pueda luego manifestarse como experiencias de auténtica Paz en lugar de los falsos conceptos de paz que se han aceptado como normales. Sin embargo, los individuos no tienen que esperar al colectivo para experimentar la Paz en sus vidas personales, porque cada persona experimenta su propio estado obtenido de consciencia.

Los que siguen promoviendo la guerra como algo necesario para la paz no tienen ni idea sobre ello, y la mayoría de ellos no tienen interés realmente por la Paz verdadera. Existe un gran elemento de individuos y corporaciones no despiertos que solo buscan fortalecer sus carteras y su poder con la promoción de la producción y venta de armas de guerra (buenas para la economía), la promoción de la agresión y el asesinato como medios para ser poderosos y heroicos (juegos, anuncios del ejército, medios), como también la exhibición de herramientas de guerra como entretenimiento (desfiles, demostraciones aéreas de aviones de guerra).

Esas cosas parecen inocuas en la superficie. Es así como se supone que hay que verlas. Analizad esto, porque de esta forma es como los conceptos de guerra han llegado a ser fácil y sutilmente aceptados e integrados en el colectivo por el público en general.

Hay un dicho popular que dice “la libertad no es gratis”. Esta creencia sirve para encerrar a muchos en las viejas y densas energías del pasado. Eso es falso, es propaganda, y aún está siendo aceptado “de cabo a rabo”. La libertad es el derecho natural de nacimiento de toda persona. Como Seres Divinos, toda persona es y siempre ha sido libre a menos que siga creyendo que no lo es. Al igual que la Paz, la libertad es un estado de consciencia capaz de expresarse incluso en las peores circunstancias.

Como con muchas cosas, la esencia y la espiritualidad del auténtico patriotismo han sido manipuladas por los que buscan glorificarse, fortificarse y su ganancia personal con la promoción del falso sentido de patriotismo.

Enviar a las jóvenes generaciones a llevar a cabo atrocidades en nombre de la paz y la libertad no son actos de un planeta evolucionado, que es por lo que la Tierra está aún en aislamiento planetario. Los que observan desde planetas evolucionados se preguntan por qué los humanos permiten que sus jóvenes sean matados para que los que manipulan tras las escenas sigan gordos y felices. Ellos os dicen que es por vuestra libertad y vuestra seguridad, ¿pero realmente lo es?

Ha llegado el momento de cuestionarse seria y honestamente vuestras creencias con respecto a los conceptos comúnmente aceptados sobre la seguridad, la libertad y la guerra. El patriotismo de verdad no es “Mi país, ya sea bueno o malo” como se promociona al público, sino que es tener suficiente amor por el país y por la humanidad para reconocer y cambiar lo que no está funcionando por el mayor bien de todos.

La promoción del falso patriotismo ha sido una forma fácil de ocultar las auténticas intenciones de los promotores de la guerra. Hasta ahora no habéis sido conscientes de esto porque es muy fácil caer en ese hipnotismo si uno no permanece alerta, despierto y confiando en su intuición en todo momento. La gente está comenzando a despertar y a darse cuenta de que “el Emperador no tiene ropajes”. Examinad cuidadosamente vuestros sistemas personales de creencia buscando cualquier sutil pero falsa creencia sobre la guerra, la paz, la libertad, la seguridad y el complejo industrial militar. La promoción del poder militar como el mejor medio para mantener a la humanidad segura es energéticamente vieja y densa, alargándose hacia atrás eones de tiempo. En los primeros tiempos, los conflictos eran simplemente el resultado del nivel evolutivo del colectivo, pero eso ya no es cierto.

Los conflictos mundiales han pasado a ser un medio seguro de llenar los bolsillos de los que obtienen beneficios de la guerra y que constantemente las promueven con tácticas de miedo. Aún no sois conscientes de las maniobras tras las escenas que siguen manteniendo la guerra y el conflicto bien vivos en nombre de vuestra seguridad. Pero sabed que hay muchos individuos despiertos que están eligiendo servir silenciosamente a la Luz desde dentro del ejército y de otras corporaciones.

La guerra es la creación de un estado no evolucionado de consciencia completamente condicionado por creencias de dualidad y separación. Personal y colectivamente, muchos han evolucionado más allá de creer que la guerra y la violencia sean esenciales para la libertad, aunque fallan en reconocer que muchos de esos viejos conceptos siguen bien vivos en su consciencia por culpa de su falso sentido del patriotismo.

El papel del guerrero es uno que toda persona elige jugar en una o más vidas en la Tierra y constituye una faceta importante en el proceso de aprendizaje evolutivo de toda persona. El mundo está ahora en una encrucijada, una en la que la violencia como solución viable a los problemas debe cesar y los guerreros convertirse en guerreros por la paz.

Muchas queridas almas con propósitos puros y con amor eligieron en el pasado y aún hoy día eligen servir a su país dentro del ejército. Muchos han sacrificado sus propias vidas para mantener seguros a sus seres queridos y alejados de los daños. En la tercera dimensión esas elecciones han sido soluciones viables. No solo no menospreciamos sino que respetamos los sacrificios hechos por esas queridas almas, porque sus intenciones eran puras en un mundo aún no suficientemente evolucionado como para arrojar sus armas.

En algún punto todos deben querer dejar atrás el viejo estado de consciencia que promueve la guerra y el conflicto como algo esencial para la seguridad. La seguridad ya está plenamente presente dentro de la consciencia de cada hombre, mujer y niño si simplemente pudieran darse cuenta de ello. La seguridad es un estado de consciencia.

Nos damos cuenta de que algunos de vosotros puede que no estéis de acuerdo con este mensaje, y eso está bien, pero si sois sinceros con vuestro crecimiento espiritual las energías de dualidad y separación que se manifiestan con la guerra y la violencia ya no pueden ser parte de vuestra consciencia. “Mi país, sea bueno o malo” no representa la auténtica esencia espiritual del patriotismo de ningún país.

Estáis espiritualmente preparados para comenzar a andar por el camino de la verdad en lugar de simplemente hablar sobre la verdad.

Ya sea que estéis con la familia, con los amigos o con el resto del mundo, no olvidéis nunca que la Paz está plenamente presente dentro de vosotros, es una cualidad de la Consciencia Divina Omnipresente que sois.

Somos el Grupo Arturiano. 30/06/19

Traducción: PEC

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here